martes, 20 de noviembre de 2007

Museo de las relaciones rotas

¿Dónde va el amor cuando se termina?
Hay interrogantes eternos. Que no tienen fecha de caducidad, y que permanecen por siempre vigentes, porque al igual que la fe, no tienen respuesta.
No hay un país aún no nombrado, un escondite indescifrable, una casilla postal, un cementerio de amores fallidos, un asilo donde ir a visitarlos cuando están seniles, o una terapia para estados terminales. Simplemente se esfuman. Se desvanecen. Dejan sombras y recuerdos. Cicatrices, como prueba de su existencia. Sólo podemos encontrarlos recurriendo a algunos objetos, a algunos regalos, a ciertas cosas que nos permiten que por un fugaz momento cobren vida, vuelvan, nos hagan sonreír o llorar, estremezca las fibras, y mágicamente, otra vez, desaparezcan. Alguien tratando de asirlo, de que no se escape, de hacerlo de alguna manera perdurable, de cierto modo perenne, decidió fundar el “Museo de las relaciones rotas”, donde se expone la evidencia física del amor. Aquellos deslucidos tesoros, trofeos de pequeñas victorias, ruinas de tristes derrotas. Vestigios de un amor que fue, que ya no es, que no será. Hologramas de la memoria.
Un celular que ya no suena, un oso de peluche de un aniversario, una esposas, miles de cartas, ropa, llaves, tarjetas, cds, una gomita de pelo.
Un lugar donde encontrar lo que todos alguna vez hemos perdido.
Así que tal vez nunca sepamos donde va el amor. Si se transforma, si se evapora, si simplemente cambia de dirección, o se adormece, o sólo muere y ya no está. Pero sí sabemos que podemos encontrar sus restos, propios y ajenos, para atestiguar que siempre andará por aquí o allá, que nace en unos y muere en otros, que se rompe y se diluye, y resurge, renace, se disuelve, se reencarna, se destruye, se engendra, y que se va, pero vuelve.


7 comentarios:

fernanskaia dijo...

hay veces en que imploraria para que no volviesen...
hay "heridas de guerra" que simplemente te destrozan el alma...

quizas el amor es como la materia... "no se destruye, solo se transforma"

me pregunto si el tipo que dijo eso habrá pensado en los daños y el caos que hay de por medio, y por sobretodo, cuanto una demora en curarlas.

saludos!! me encanta tu blog!

Anónimo dijo...

un celular..una gomita de pelo..un osito... sirve guardarlos para seguir haciendose daño???

Darcy dijo...

Totalmente de acuerdo con lo que dices... cuando el amor se acaba, se desvanece, y la ùnica cosa que nos lo recuerda son los objetos materiales. No hay màs.

Bonito tu blog.

S. dijo...

Fernanskaia: leiste mi mente de alguna manera, mientras escribía no dejaba de pensar en esa teoría.
Y sí, también aplica, el amor se transforma, ya sea en una relación o fuera de ella. :)

Anónimo: no se si sirve. Cada uno se aferra cuanto lo necesita, hasta que está lista para dejarlo ir.

Darcy: gracias.

Anónimo dijo...

no soy creyente de la muerte del amor.
al menos no me pasa. quisas por un tiempo dejamos que la distancia lo duerma.
pero siempre hay un llamdo presintiendo algo.
una escusa para pasar justo por la puerta de tu casa.
quedo en algun lugar y en algun momento nos pasa factura.
charlamos un rato. lo suficiente para que el otro sepa que si nos necesita estamos. y despues no llamamos al retiro.

espiritulibre dijo...

Soy un hombre, me encanta lo que leo, pues ver de que forma os expresais es digno de lectura.
Me atrevería a decir que quiza sea el amor la corriente del rio de la vida, que a veces es fuerte y otras no tanto. A veces con mucho caudal otras casi seco. A veces salpica contra las rocas otras ni se escucha. Pero siento que siempre esta con nosotras (digo así pues estoy entre mujeres)no desaparece ni por un segundito, pues aunque no lo veamos, la corriente sigue en las entrañas de la tierra.

Gracias por poder expresarme.

Anónimo dijo...

acabo de romper con mi "enamorada", y lo pongo entre comillas xq fue una relacion algo complicada, comenzando por la diferencia de edades. Ella tenia 40 y yo 18. Todo lo que pase y experimente con esta mujer fue excelente, ya que eramos amigos, amantes y confidentes. Lo malo fue que sabiamos que en algun momento esta ilusion transformada en relacion iba a terminar. A mi me hubiera encantado seguir con ella, pero fue ella quien no quizo seguir mas en dicha relacion. En realidad nose xq stoy escribiendo en tu blog, nunca lo he hecho, es mas, esta es la primera vez que lo leo me parece fabuloso por cierta. Regresando a lo anterior supongo que el contarlo me es una forma de olvidarlo, espero comentarios...y GRACIAS